La información al Instante  
CLIMA EN LA PLATA
INICIO MUNICIPALES PROVINCIALES NACIONALES INTERNACIONALES
DEPORTES SOCIEDAD TECNO ESPECTÁCULOS TENDENCIAS CONTACTO
24/12/2019
Tendencias
¿Cuáles son los pan dulces más ricos del mundo?
El panettone italiano se reversionó y adaptó a distintas culturas alrededor del planeta.
Promediaba el siglo XV cuando Antonio, ayudante de uno de los señores adinerados de Milán, integrante de la corte de la época, llamado Ludovico El Moro, ante la nefasta noticia de la quemadura del postre que hacían en la cocina, tuvo la idea de amasar algo de la materia prima que tenían preparada para hacer el pan, sumarle manteca y frutas confitadas, hornearlo y servirlo para evitar la crisis en el banquete de su amo. Parece que fue tal el éxito obtenido por la improvisación que Ludovico decidió llamar “pane di Toni” al invento.

Mientras en Milán la celebración navideña no puede tener otro epicentro que el Pan dulce o panettone, la propuesta ha recorrido el mundo y en todas las partes del planeta hay una impronta que emerge de esa tradición. Aquí algunas de las imperdibles.

Panettone de Pasticceeria Cova Milán: Uno de los cafés más antiguos de la ciudad ha sufrido una transformación para convertirse en un bar literario en la esquina del Teatro alla Scala. Alguna vez el lugar favorito del compositor Giuseppe Verdi, Cova vende Panettone durante todo el año desde 100 g hasta un enorme Panettone de 10 kg. La tradición de Panettone de Cova implica decorarlo con mazapán para que parezca Santa Claus. El tema de este año muestra a Santa en la cama, durmiendo bien antes de salir a entregar juguetes.

Panettone de ginebra Borgo de Medici: Hecho en Italia utilizando el método tradicional con jarabe de ginebra, está tan bellamente envuelto y atado con una cinta que ya se siente como un verdadero regalo para la Navidad. Al abrir, huele inmediatamente a ginebra con un poco de vainilla y especias sutiles, aunque no de manera abrumadora. La textura es elástica y suave con el nivel justo de humedad sin ser demasiado pegajosa. Mantiene bien su forma, es fácil de cortar y sabe sutilmente a enebro cruzado con cítricos. Muy más suave y tan ligero que una rebanada extra no va a estar de más.

Selfridges panettone de caramelo salado italiano: Este pan dulce gigante fue creado por la familia Filippi en el Veneto y está hecho con remolinos de caramelo salado dentro de la tradicional masa dorada. Se ve muy lujoso y, aunque no es para cualquiera, tiene adeptos fanáticos. Si bien es una reinterpretación del clásico, no se siente demasiado alejado de lo que debería ser un panettone tradicional: todavía huele como debería (dulce, festivo, cítrico) y el caramelo salado es lo suficientemente sutil de modo que solo mejora las cosas. Es empalagoso, pero es lo suficientemente liviano como para pedir más. Un golpe para los dientes más dulces.

Panettone allo spritz de Carluccio: Inspirado en Aperol Spritz de Carluccio está cubierto de chocolate negro agridulce y espolvoreado con cristales de azúcar. Es todo un desafío. No es un pan dulce tradicional en ningún sentido, pero se siente extremadamente italiano gracias a la crema Aperol, que funciona sorprendentemente bien y se siente muy navideña a pesar de su reputación como bebida de verano.

El chocolate es siempre es un desafío a la hora de trozarlo, pero a quien le toque la cubierta se gana el premio. El pan en sí es divino y tiene un buen equilibrio entre la dulzura y los cítricos picantes. También sería un buen centro de mesa para ser el foco de la celebración.

Panettone vegano amigable de Holland & Barrett: Gran parte de lo agradable del panettone se debe a los huevos y la manteca: hacen un juego impresionante. Es un poco menos flexible y elástico de lo habitual, pero teniendo en cuenta que es vegano, resulta grandioso.

El sabor es excelente: rico, a limón y salpicado de pasas y cáscara confitada de Sicilia. El coco aparece en la lista de ingredientes en forma de aceite y crema.

Heston del panettone de la selva negra de Waitrose: Es denso gracias a la fuerte presencia del kirsch y las cerezas dulces en el interior, terminado con una cubierta gruesa de chocolate negro y cerezas ácidas que lo convierten en casi irreconocible como pan dulce. Pero hay algo de esa ligera textura dorada del pan italiano allí. Es una gloriosa mezcla de sabores

Marks and Spencer La Colección Panettone Classico: Un regalo que es a la vez la bella y la bestia esta Navidad. Está cubierto con un glaseado crujiente de azúcar dulce y avellana molida y, a su vez, rociado con cristales crujientes de azúcar, y el acabado lo convierte en un pastel central muy bonito. Una sagaz propuesta de una de las cadenas más clásicas de Londres que, se anima a la competencia de tradiciones y gana la batalla de proponer cierto tinte original pero con sabores propios.

Panettone sin gluten de Carluccio: Tratar de crear una versión sin gluten es una tarea difícil, ya que el secreto del horneado está en el largo proceso de crecimiento cuando se desarrollan las redes de proteínas de gluten, lo que permite que la masa se eleve y mantenga su forma.

Este panettone es más firme y más oscuro de lo habitual, pero es elástico y tiene un rico sabor a manteca y una deliciosa cáscara de cítricos. El color oscuro surge de la miel utilizada para la masa, lo que agrega complejidad a la dulzura de las frutas.

Las versiones del Duhau: El espacio Duhau Patisserie se ha convertido en un clásico de las delicatessens de los últimos años. Allí espera el pan dulce por unidad o dentro del Hamper de Navidad. Es un producto casero, que se realiza en la cocina del hotel, desde la masa madre, al azucarado de las frutas, los frutos secos, avellanas, castaña de cajú, pistachos, almendras, extracto natural de vainilla. Lleva un fermento natural de dos días, luego se cocina y se termina con un glacé también realizado en el hotel. También cuentan con sus versiones de Stollen y Panettone.

Las locuras de Pani: La impronta cool de Pani siempre le pone color a la propuesta navideña. Su esencia está en el crear variedades que van desde lo más tradicional a lo alocado. Hay para elegir entre frutos secos y chocolate blanco o bien dulce de leche y garrapiñada de nuez. La caja se completa con cookies, budín de frutos rojos y chocolate blanco, brownie con base de Oreo, garrapiñada de maní y paprika y se completa con un espumante.


COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Cdigo de Validacin
(*) Datos obligatorios

Buscar
 
Lo Último
Alberto Fernández volvió a hablar sobre la economía Argentina
+Ampliar
El Papa Francisco reaccionó bruscamente contra una mujer
+Ampliar
..............................................................

Lo Más Leído
 
1- Bolivia: Cerraron un aeropuerto por una protesta en Chuquisaca
2- La primavera recién "arrancará" el sábado
3- Miguel Díaz:Todos los días cuatro docentes entran bajo la línea de pobreza
 
News Información













 



Tarsis - Diseño Web